IMG_9114

Jan Margarit y Laura Orgué escriben la historia en la Dolomites Skyrace

La Dolomites Skyrace es una carrera histórica dentro del panorama del Skyrunning mundial. Creada en 1997 en la bella localidad de Canazei, aquí han ganado algunos nombres míticos de este deporte como Fabio Meraldi, Saul Padua, Tadei Pivk o Kilian Jornet (cuatro veces). En este 2017, en una edición especial en su 20º aniversario dedicada al fallecido Diego Perathoner, Jan Margarit y Laura Orgué han escrito su nombre en letras de oro en la leyenda de las carreras de alta montaña.

.

Jan Margarit es la aparición más destacada en el Skyrunning mundial desde Kilian Jornet. Sé que puede parecer temerario e incluso injusto compararle con alguien tan grande, pero hay muchos detalles que los asemejan: su humildad, su jovialidad, su precocidad, su habilidad casi innata en las bajadas… Con tan solo 19 años Jan ya ha dado muestras sobradas de su calidad y brillante futuro, pero lo logrado este sábado 22 de julio en Canazei va mucho más allá. Su brillante descenso de 12 kilómetros desde las alturas del Piz Boè (3100 metros) adelantando hasta a cuatro rivales debería quedar como una de las remontadas más brillantes del Skyrunning reciente.

.

La carrera arrancó con media hora de retraso debido a las condiciones meteorológicas en la cima del Piz Boè, con mucha niebla, hasta el punto que los organizadores decidieron recortar la última parte del ascenso. Esto, unido al cambio ya anunciado de añadir una sección de cerca de 1,5 km. en memoria de Diego, dotaba a la Dolomites Skyrace de un cierto aire de impredecibilidad, aunque se mantuviera más o menos una distancia de 23 km. con unos 2.000 m. de ascenso vertical. La línea de salida estaba plagada de verdaderos especialistas en este tipo de carreras, muy cortas y rápidas en las que no hay el más mínimo margen de error. El total de 1.000 corredores de 40 nacionalidades distintas dan una idea de la internacionalidad y fama de la prueba.

.

La salida fue frenética, con el especialista de Kilómetro Vertical Rémi Bonnet, tirando desde el principio para llegar líder a la parte alta del recorrido (cerca del km. 10). Iban a la caza Davide Magnini, para mi el otro corredor más prometedor del momento junto a Jan, y un Martin Anthamatten que ya había hecho podio aquí el año pasado. Por detrás, Margarit y la leyenda Marco De Gasperi iniciaron la bajada juntos. La carrera estaba pasando factura a otros nombres destacados como Hassan Ait Chaou, André Jonsson, Tadei Pivk o Eugeni Gil que no tuvieron su día.

.

Remibonnet_canazei

Rémi Bonnet, en la cima del Piz Boè // Foto: Skyrunning.com

.

A media bajada se produjo un momento mágico, cuando en el último avituallamiento Marco le dijo a Jan “o espabilamos o apretamos, o no les cogerás”. El catalán despertó y  se lanzó a una bajada frenética llevando al italiano en su estela. Rémi acusó sus eternos problemas físicos y se descolgó pronto, pero Martin y Davide continuaban en cabeza. “En la bajada o me mataba o ganaba, lo he dado todo”, explicaba Jan al final. Y así fue: tras dejar atrás a Anthamatten contactó con Magnini, que le aguantó varios km y le dio caza una vez en un pequeño tramo de subida, pero Jan fue más rápido y cruzó la meta de Canazei primero en 2h06’20” y visiblemente emocionado. Los italianos Magnini y DeGasperi entraron justo detrás a 20 y 40 segundos, respectivamente.

.

podio_dolomites

Podio de la Dolomites Skyrace 2017 // Foto: Albert Jorquera

.

Quedaba por saber quien ganaría la carrera femenina y aquí el resultado fue menos sorprendente, aunque igualmente meritorio. Laura Orgué, como Jan, no tuvo un buen día en el Kilómetro Vertical, pero ambos se mostraron confiados en sus posibilidades. La catalana ya había ganado dos veces en Canazei, la última el año pasado, y sabía cómo debía repetir la victoria: todo pasaba por sacar ventaja en la subida, su especialidad, y mantener la ventaja en la bajada. Así fue. Laura llegó primera a la zona del Piz Boè, mientras que por detrás un grupo formado por Hillary Gerardi, Zuzana Krchova o Hilde Aders peleaba por la segunda posición. Nombres como Stephie Jiménez no tuvieron su día y las siempre competitivas corredoras de Euskadi estuvieron lejos de poder colarse en el podio. Solo Oihana Azkorbebeitia pudo seguir el ritmo, pero acabó entrando sexta. Laura mantuvo su ventaja sin muchos apuros para asegurarse su tercera victoria en los Dolomitas en 2h36’29”, mientras que Gerardi fue segunda y Hilde Aders, quien tampoco estuvo fina en el KV, se desquitó con una tercera posición.

.

Fue una carrera histórica en un lugar mítico. En 1997, cuando tuvo lugar la primera Dolomites Skyrace, Jan Margarit aún no había nacido. Ahora, 20 años después, recibió el reconocimiento de algunas de las leyendas de este deporte. “Es increíble ver bajar así a alguien tan joven”, aseguró al final de la carrera Marco DeGasperi. “Este deporte tiene campeones para muchos años”. Less Cloud, More Sky.

.

.

.

Top-5 femenino:

‪1 – Laura Orgué (2h36’29”)‬
‪2 – Hillary Gerardi (2h37’55”)‬
‪3 – Hilde Aders (2h39’55”)‬
4 – Silvia Rampazzo (2h41’10”)
5 – Zuzana Krchova (2h43’21”)

.

Top-5 masculino:

‪1 – Jan Margarit Solé (2h06’20”)‬
‪2 – Davide Magnini (2h06’42”)‬
‪3 – Marco De Gasperi (2h07’05”)‬
4 – Rémi Bonnet (2h07’40”)
5 – Martin Anthamatten (2h08’40”)

No Comments

Post a Comment